José Gómez Ortega “Joselito” El Gallo



Joselito El Gallo from elenita


José Gómez Ortega  “Joselito”, el mayor lidiador de la historia.

Hijo, hermano y nieto de toreros, de la famosa dinastía taurina de los Gallo, fue considerado en su época un niño prodigio del toreo.
 Nació en Gelves (Sevilla), el 8 de mayo de 1895. A la edad de 17, tomó la alternativa el 28 de septiembre de 1912, de manos de su hermano Rafael Gómez El “Gallo”.
Descubrió el toreo a los seis años, viendo torear a su hermano Rafael. Es una precocidad fatal que le marcará para siempre.
 A los doce años, las ganaderías más afamadas, y más duras, se lo disputan para los tentaderos: Pablo Romero, Miura...Ahí se asientan los principios de su toreo dominador: Joselito, el mayor lidiador de la historia taurina. Debuta con becerras de Cayetano de la Riva el 19 de abril de 1908. A Madrid llegó en junio de 1912. Y tuvo el soberbio gesto de rechazar los novillos que le tenían preparados para su presentación: por chicos y por falta de trapío. La crítica clamaba al día siguiente: «Ha resucitado Lagartijo». La gloria le llegó a los 17 años, rotundamente, y desde entonces fue ininterrumpida.
Levantaba pasiones en tiempos en que la competencia en las plazas se convertía en encono social, agresivamente social, fuera de ellas entre los bandos enfrentados. A su hermano Rafael lo ponían a los pies de Bombita. Y desde que José se vio torero de alternativa, su obsesión era vengar a Rafael, acabar con Bombita. Una guerra entre bombistas y gallistas que luego trató de trasladarse a un enfrentamiento con Belmonte. Pero pronto se dieron cuenta uno y otro, y sus respectivos bandos, del recíproco enriquecimiento que sus estilos les aportaban.
De las 681 corridas que lidió en su carrera, Joselito toreó en solitario 26, y en la gran mayoría mató el sobrero. Fue el primer torero de la historia en enfrentarse en solitario a un encierro de Miura. Se apuntó a esta legendaria divisa en 43 ocasiones.
Madrid, su plaza.- Con diferencia, Madrid fue la plaza en que Joselito más veces hizo el paseíllo. En concreto, actuó en 81 ocasiones, por encima de las 64 en Barcelona, 58 en Sevilla y 49 en Valencia.
Una familia con sello.- Hijo del torero Fernando Gómez, El Gallo, y la bailaora Gabriela Ortega, Joselito pertenece a una estirpe en la que el toreo y el flamenco están ampliamente representados. Su hermano Rafael, El Gallo, fue y es uno de los toreros más emblemáticos y personales en la historia de la tauromaquia. Su cuñado, Ignacio Sánchez Mejías, casado con su hermana Lola, toreó de banderillero en la cuadrilla de Gallito.
La edad de oro.- Joselito y Juan Belmonte protagonizaron la denominada «edad de oro» del toreo en la segunda década de este siglo. Joselito, que alternó con el Pasmo de Triana en 257 corridas, encabezó el escalafón de matadores seis temporadas consecutivas, entre 1913 y 1918, sobrepasando en 1915, 1916 y 1917 el centenar de festejos.
Datos para la historia.- En su haber, Joselito guarda dos datos para la historia: paseó en 1915 la primera oreja concedida en La Maestranza y, en 1918, el primer rabo que se cortó en Madrid.
La tarde del 16 de mayo de 1920 no figuraba Joselito en la programación de Talavera de la Reina, una plaza de tercera categoría. El cartel original lo integraban Rafael Gómez "El Gallo", Ignacio Sánchez Mejías y Larita. Joselito, enojado por lo que consideraba un trato ingrato por parte de la afición madrileña, había roto su contrato para torear ese mismo día en Madrid. Fue incluido a última hora para el festejo talaverano, en un mano a mano con su cuñado Ignacio Sánchez Mejías, en una corrida apadrinada por su amigo el crítico Gregorio Corrochano. El quinto toro, «Bailador», de la ganadería de la señora viuda de Ortega, pequeño y burriciego (sólo veía de lejos), lo embistió, causándole una cornada en el vientre que le produjo la muerte.
Joselito se encuentra enterrado en el Cementerio de San Fernando de Sevilla, donde tiene un mausoleo financiado por suscripción popular y realizado por el escultor valenciano Mariano Benlliure.
Todos los 16 de mayo, en la plaza de toros de Las Ventas de Madrid, las cuadrillas hacen el paseíllo desmonterados (con la montera en la mano) y se guarda un respetuoso minuto de silencio en recuerdo a la muerte de Joselito.

Actuó en Lima, Perú, donde sumó una serie de festejos importantes, 10 corridas con triunfos convincentes. Sencillamente, dignos de su jerarquía.



No hay comentarios:

Publicar un comentario