miércoles, 8 de abril de 2015

Madonna se viste de luces

Madonna hace veinte años cuando decidió grabar en Ronda el videoclip de Take a bow junto al torero Emilio Muñoz y ahora  a sus 56 años, Madonna reaparece en un vídeo en un escenario de cabaret, con sus cortinas de terciopelo, que hace las veces de ruedo. La cantante hace faena y se enfrenta a bailarines con máscaras taurinas, a los que acabará toreando y «cuajando» uno a uno en medio de sensuales y sexuales movimientos.




En «Vivir por amor»  Madonna recrea la vida misma, que al final es muerte: «Nuestras vidas son los ríos que van a la mar, que es el morir». La artista, primerísima figura y una de las más grandes de todos los tiempos, vuelve más torera que nunca.
La reina de los malabarismos temáticos mezcla tauromaquia, erotismo, coreografías, efectos especiales y citas de Nietzsche en el videoclip de «Living for love» (Vivir por amor)
La cantante ha explicado que no defiende el maltrato animal pero le encanta la tauromaquia y la belleza estética del arte del toreo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario